"Adivina cuánto te quiero" es uno de los grandes clásicos de la Literatura infantil y juvenil, un álbum escrito por Sam McBratney e ilustrado tiernamente por Anita Jeram que nos muestra el inmenso amor de la pequeña liebre color avellana por la liebre grande superado tan solo... por el amor de la gran liebre color avellana por la pequeña (como madre, no puedo evitar emocionarme con el final de este cuento).

Este libro es uno de los imprescindibles, reeditado año tras año y se convierte en uno de los favoritos de los peques. Se puede encontrar en muchos formatos: libro de tela, calendario, para el baño, con peluches, desplegable, puzzle... Y, por supuesto, Kókinos es una de las grandes editoriales LIJ de hoy en día.

Un cuento perfecto para leer antes de ir a la cama a nuestros peques de 3 a 6 años.

Para saber más sobre los autores, dejo aquí la web de Anita Jeram y una entrevista con Sam McBratney en el sitio Reading Rockets (muy recomendable). Ambas en inglés, lo siento.

Había grabado una lectura de este gran clásico pero buceando por estos mares he encontrado algo mucho mejor: un vídeo estupendo. Así que ahí va:




Adivina cuánto te quiero from LuisA on Vimeo.

¿Tienes un cumpleaños, una visita a un amigo con hijos al que hace tiempo que no ves, un "porque hoy es hoy" cualquiera y quieres regalar un libro a un niño o una niña, o vas a pasar por la biblioteca sin el peque destinatario y no sabes cómo elegir?

Aquí va un truco que funciona especialmente con lectores autónomos de entre 8 y 12 años: elige un libro en el que el protagonista tenga entre uno y dos años más que el niño o la niña en cuestión. Y viceversa: si abres un libro y no sabes para que edad está destinado, mira la edad de la niña o el niño protagonista y resta (muchas editoriales lo suelen marcar, aunque otras parece que han descubierto que si no lo ponen amplían el espectro de posibles lectores y, por ende, compradores).

¿El protagonista no dice su eda? ¡Aaaah!

Acertar con la edad es uno de los pasos, ya iremos dando más.

Ed. Corimbo
Como cada noche, la oscuridad envuelve el estanque. Y, como cada noche, Jerónimo tiene miedo. 

Porque la noche tiene sus propios ruidos (scric, scrac, bibib, blub) pero a veces hace falta tan sólo un empujoncito para aprender a mirar más allá. Un álbum ya clásico escrito e ilustrado por Kitty Crowther y editado por Corimbo.

Kitty Crowther es una escritora e ilustradora belga que ha sido galardonada en 2010 con el Astrid Lindgren Memorial Award, otorgado anualmente por el gobierno de Suecia a un autor de literatura infantil y juvenil, a un ilustrador o a un promotor de la lectura, de cualquier país del mundo (este 2013 lo ha ganado la argentina Isol).

Un álbum sobre uno de los miedos infantiles más arraigados: el miedo a la oscuridad (ese miedo que creo que todos hemos tenido de niños y que de mayores creemos que ya se nos ha pasado... hasta que nos encontramos a oscuras en un lugar desconocido o un situación extraña, o si no prueba a pasar una noche en un bosque una noche sin luna ni estrellas).

Aunque leído es un cuento muy entretenido y que da pie a mucha conversación padre-hijo, cuando de verdad puede lucir este cuento es narrado (con o sin el libro), ya que puede dar mucho juego: podemos crear una sensación de inquietud creciente con nuestra voz, podemos hacer un guiño a los padres con ese pequeño empeñado en no separarse de nosotros (esa despedida que no se acaba, esos innumerables paseos nocturnos, ese no poder dormir porque alguien te da patadas o te ha puesto sus pies en la cabeza -y lo dice una defensora del colecho). Podemos también vindicar al pequeño haciendo que papá rana pase susto cuando escucha los ruidos y tenga que plantearse ser valiente...

Está recomendado para de 3 a 6 años, pero desde mi punto de vista se puede narrar a niños y niñas más mayores también (ummm, quizá hasta 10 años, remarcando los aspectos de miedo y humorísticos).


Mañana viernes a las siete de la tarde estaré contando "Bichos y demás parientes" en la pequeña biblioteca de Nueva de Llanes (Asturias).

Si estás por la zona y andas harto de gaitas, deja a San Roque para los turistas y pásate con tus peques. Recomendado entre cuatro y ocho años, pero todo el mundo es bienvenido.

El capitán Calabrote había sido el más terrible de los piratas. Pero ahora estaba retirado en una isla desierta y ocupaba sus días recordando viejas aventuras y escondiendo su tesoro. Hasta que un día un segundo viejo pirata elige su isla para retirarse...

Otro preciosos álbum de la siempre eficaz editorial Kalandraka, escrito por Alberto Sebastián e ilustrado por Carles Arbat.

Alberto Sebastián es maestro, titiritero y cuentacuentos, y puedes conocerlo mejor en su web

Carles Arbat nos ofrece en este título unas ilustraciones coloristas y desde mi punto de vista un tanto oníricas. Los viejos piratas se nos muestran entrañables y amables. Aquí la web personal del ilustrador.

Este título nos permite trabajar en casa o en el aula valores como la amistad, emociones (pérdida), el paso del tiempo...

Dejo también el enlace a la ficha del álbum publicada por la editorial. Y, finalmente, el cuento leído en formato mp3:


Se puede adquirir por ejemplo en Casa del Libro.
El cofre de los cuentos es un más que recomendable blog en el que Nanny Ogg (Dolo Espinosa) publica unos estupendos cuentos de su propia autoría.

En general se trata de cuentos muy divertidos (o al menos a mí me lo parecen), con cierto grado de irreverencia y una clara apuesta por determinados valores "muy valorables" que, sin embargo, no lastran lo más mínimo los cuentos (ya hablaré en el futuro de valor educativo versus valor artístico).

Así, podemos encontrar a Theresa, la princesa que no quería ser princesa o a Simeón el dragón, a la caza de su propia princesa, o seguir los apuros de los habitantes de Vayacalor y Menudalluvia, por citar tan sólo tres de los que más me han gustado.

Si buscas cuentos para tu peque o para tu clase, no dejes de abrir el cofre de los cuentos.

Pepe es un pirata alto y pelirrojo, con pata de palo y parche en un ojo. También lleva un garfio porque la metralla le arrancó la mano en una batalla.

Rima tras rima, descubrimos que Pepe es rico, pero  no feliz. De ser un gentil mozo pobre pero honrado a perder su gallardía no le compensan todos sus tesoros.

La editorial SM publica este cuento escrito por Ana María Romero Yebra e ilustrado por Mikel Valverde dentro de su colección "Cuentos de ahora". Indicado a partir de tres años, es el primero de una "saga" de aventuras del pirata Pepe (El pirata Pepe y la princesa, Nuevas aventuras del pirata Pepe...) en la misma colección.

Los versos de Ana María Romero Yebra son frescos, muy divertidos y nos presentan la evolución del pirata Pepe desde su presente, sus recuerdos de su pasado como buen mozo pobre pero honrado hasta su decisión de dar un nuevo rumbo a su vida. Puedes hacer una visita al blog de Ana María aquí.

Las ilustraciones de Mikel Valverde a mí personalmente me recuerdan a mi muy querido Quentin Blake y nos ayudan a empatizar con ese pobre Pepe que se está quedando en nada por culpa de su profesión. Mikel Valverde es escritor e ilustrador (es autor, por ejemplo, de la serie juvenil Skaters, publicada en Edebé indicada a partir de 10 años, o de la serie de El mundo de Rita, en McMillan a partir de 7 años). Para conocer mejor a Mikel, aquí está su blog.

Uno de esos títulos ideales para aprender de memoria y declamar a coro gestualizando las diferentes penas de Pepe. El texto está en mayúsculas, facilitando participar en su lectura a niños y niñas que están comenzando a leer. Y, puestos a utilizarlo en contextos educativos, permite trabajar valores reflexionando sobre aquello de "el dinero no da la felicidad".

Aquí va el audio:


Se puede adquirir por ejemplo en Casa del Libro o directamente en la tienda online de la editorial